Fotomontaje de Pere Aragonès con su primo Jordi Aragonès

POLÍTICA

El primo de Pere Aragonès, militante de Aliança Catalana

El familiar del presidente de la Generalitat es uno de responsables del partido de Sílvia Orriols

Sílvia Orriols ha acaparado una gran parte de los focos desde el pasado 28 de mayo, cuando su partido Aliança Catalana arrasó en las elecciones municipales de Ripoll. Eso sí, muchos medios hablan de ella sin darle voz, en un ‘cordón sanitario’ informativo. En cualquier caso, hasta el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha tratado el tema públicamente.

Sílvia Orriols ha sido la fuerza más votada de Ripoll. Su puesta en escena y su programa independentista y profundamente antiislamista radical han convencido a sus votantes. Pero si la líder ha conseguido hacerse un hueco en la política catalana ha sido, también, por tener un equipo a su alrededor.

Primer plano de la candidata de Ripoll de Aliança Catalana

En la rueda de prensa del pasado miércoles, Sílvia Orriols compareció rodeada de los 5 concejales que la acompañarán en este mandato. Pero detrás de Aliança Catalana hay más gente. Y uno de los hombres importantes del partido es, ni más ni menos, que el primo de Pere Aragonès. Jordi Aragonès es primo del 'president', pero también un historiador de 29 años que actualmente ejerce de secretario de estudios y programas del partido que todos catalogan de “extrema derecha”.

Según cuenta The Objetive, el familiar Pere Aragonès es historiador y está especializado en historia contemporánea. Él se define como alguien “de derechas”, pero no le gusta que lo cataloguen de “extrema derecha”. Su referente político es Margaret Thatcher, primera ministra de Gran Bretaña en los años 80.

Jordi Aragonès explica a este medio que “siempre he sido nacionalista y de derechas”, mientras que su Pere “desde pequeño ha sido de izquierdas y es coherente en su evolución”. Eso sí, deja claro que la relación con su primo es “correcta y normal”, a pesar de que “desde que es presidente lo vemos menos, pero es lógico”.

Jordi Aragonès es muy crítico con los partidos independentistas. Acusa a ERC, Junts y CUP de no cumplir sus compromisos con sus votantes. "Sus hechos demuestran que no son independentistas. Llevan 10 años sin cumplir lo que dicen", argumenta.

También asegura que “con el franquismo, el catalán estaba más vivo a nivel social, aunque fuera perseguido”. Y es que, en su opinión, “las leyes no lo son todo” y “Cataluña no afronta que tiene un problema con la inmigración” porque pone en “peligro de extinción” el catalán.

Que actualmente el catalán sea la lengua oficial de Cataluña "no implica que sobreviva", explica. Y pone sobre la mesa cuestión de que "el Idescat refleja que solo 35% de la población tiene el catalán como lengua habitual". Según él, hoy en día "está muy minorizada en su propio territorio".