Deco mirando a un costado sobre un fondo azul y rojo

FÚTBOL

Deco activa una venta express, indispensable para cerrar el fichaje que ha pedido Xavi

El director deportivo del Barça sabe que hay una posición clave para reforzar y apura sus opciones de hacerlo este mercado de invierno

El Barça está en un momento nefasto a nivel deportivo y Deco necesita encontrar soluciones urgentemente para que Xavi le pueda dar la vuelta a la situación. A las malas sensaciones de la liga y la gran cantidad de puntos que le separan del líder, se suma la eliminación de Copa y la cronificación de a crisis. En el Barça se acaban las ideas y se aferran a un movimiento que sería clave para darle un empuje al equipo.

Desde principio de temporada Xavi ha venido manifestando muchos problemas en la posición de '6'. La salida de Sergio Busquets dejó huérfano a al equipo de un organizador de nivel, y Oriol Romeu no ha estado a la altura. El de Ulldecona fue una solución a última hora de Deco ante la falta de recursos, y a pesar de su buen rendimiento inicial, se ha caído.

Ahora mismo el Barça está jugando con De Jong y Gündogan en esa posición cuando llegan partidos grandes, pero ninguno de los dos se siente cómodo ahí. Además, se les notan las carencias defensivas y suponen un problema en la construcción y en la destrucción para el equipo. Deco anda trabajando intensamente para corregirlo desde hace mucho tiempo, pero está sin margen económico y el final del mercado de invierno se acerca.

Oriol Romeu, la esperanza de Deco

El pivote catalán es la gran esperanza de Deco, pero no sobre el césped sino en lo que a despachos se refiere. Su salida le permitiría ir a por uno de los futbolistas que tiene mirados en dicha posición, pero no es sencilla. Al principio del mercado se le relacionó con el Girona, pero ahora parece que estaría mucho más cerca del Besiktas.

Su salida es clave para que Deco traiga a un recambio que pueda sumar mucho más y que permita al conjunto construir mejor desde atrás. Es algo que Xavi Hernández pide desde hace mucho tiempo y que, de realizarse, podría ser un argumento para tratar de revertir la peligrosa dinámica actual. La de Busquets era una pieza clave en el juego del Barça y en el primer año sin él, se está notando su ausencia.

Lo más complicado de la operación es el cómo Oriol Romeu abandona la disciplina azulgrana. La entidad turca le quiere, él está dispuesto a irse y el Barça a que se vaya, pero pagaron en verano casi cuatro millones por él que aún deben amortizar. La idea sería recuperar dicha inversión y, si no, podrían optar por una cesión con opción de compra.

Los nombres de Deco

Deco tiene en su agenda a distintos futbolistas que le gustaría que se convirtieran en el nuevo pivote del Barça. En su lista hay perfiles distintos y con trayectorias también opuestas, pero todos contrastados y con nivel. Algunos ya conocen LaLiga, como Guido o el exbarcelonista Thiago Alcántara, y otros no.

Gabriel Moscardo, del PSG, André Trinidade o Amadou Onana, otras de las opciones que podría tener en mente, sería apuestas más arriesgadas. Faena del director deportivo es apostar y que salga bien, con lo que Deco tiene claro que también quiere poner su sello en los fichajes. De momento, lo prioritario es que se vaya Oriol Romeu.