Montaje en primer plano de Pablo Urdangarin sonriendo y Johanna Zott sonriendo con una gorra

GENTE

Así se lleva Johanna Zott con los compañeros de trabajo de Pablo Urdangarin

Johanna Zott siempre está junto a Pablo Urdangarin y sus compañeros de equipo han reaccionado a su eterna presencia

Que Johanna Zott es el gran apoyo de Pablo Urdangarin es un hecho que ya a nadie se le escapa. La joven es una habitual en las gradas del Fraikin BM Granollers, donde anima sin descanso cada partido de balonmano de su chico.

Pero Johanna no solo anima al hijo de la infanta Cristina, también al resto de compañeros de Pablo. Una prueba de ello es la reacción que tuvo la joven en el partido que tuvo lugar el pasado 7 de mayo. Tras la victoria del equipo de Pablo, Zott saltó de alegría para celebrarlo con todo los compañeros del joven Urdangarin.

Johanna Zott y la relación con los compañeros de Pablo Urdangarin

La relación entre Johanna Zott y Pablo Urdangarin ha llevado a la joven a ser una ferviente seguidora del Fraikin BM Granollers. No hay partido que la novia de Urdangarin se pierda, contagiando su entusiasmo a toda su familia.

Un entusiasmo que se hace extensible al resto de compañeros de Pablo con los que Johanna tiene una gran relación. Durante el partido del 7 de mayo, Zott sufrió como el resto el encuentro que el Granollers disputó contra el BM Logroño La Rioja. La victoria fue para el equipo de Pablo y Johanna se sumó a la celebración del resto de los compañeros de su chico.

Plano corto de Johanna Zott abrazando desde la grada a Pablo Urdangarin tras un partido de balonmano

Una prueba de la excelente relación que la joven mantiene con ellos y lo bien recibida que es cada fin de semana en las gradas. En lo que duró el partido, Johanna animó no solo a Pablo, sino también al resto de jugadores del Granollers.

En múltiples ocasiones se la vio sufriendo como la que más y sonriendo ante cada tanto que Pablo y sus amigos celebraban. Tras un gol, Pablo y un compañero realizaron una coreografía que Johanna no se perdió con una enorme sonrisa de complicidad.

Johanna Zott con un jersey de lana, unas gafas y los brazos arriba juntos a la infanta Cristina y otra mujer que aplauden

Una vez el árbitro pitó el final, Zott no ocultó su alegría ante la victoria de todo el equipo que se esforzó durante el encuentro. La joven esperó paciente a que Pablo acabara de saltar en la cancha con sus compañeros mientras ella le animaba y aplaudía desde las gradas.

A Zott solo le faltó saltar al campo de juego para sumarse a la celebración como una más. Algo que, sin duda, habría sido bien recibido por todos teniendo en cuenta que es una animadora de lo más constante.

Johanna Zott recibe el cariño de los compañeros de Pablo Urdangarin

Aunque Pablo llegó hace poco al Fraikin BM Granollers, su talento y compañerismo lo han convertido en una pieza clave para el equipo. Junto a él siempre ha estado Johanna que, excepto cuando estuvo de Erasmus en Alemania, no se ha perdido ningún partido.

Los amigos de Pablo son conscientes de lo que Zott significa para él, y también le han demostrado a Urdangarin que la aprecian. En una ocasión, tras finalizar un encuentro, los jugadores desfilaron por las gradas donde se encontraba Johanna.

Todos y cada uno de los compañeros de Pablo saludaron a la joven, dejando al hijo de la infanta Cristina al final de la fila. El objetivo fue dejar que la pareja celebrara la victoria de su equipo, protagonizando el primer beso en público de los dos. Un gesto de lo más romántico y natural que ambos regalaron, ajenos al revuelo que causó en los medios de comunicación.

Johanna sabe muy bien lo mucho que Pablo se entrega a su afición y se ha mostrado respetuosa dándole el espacio que necesita. Tras su última victoria, el joven Urdangarin atendió a sus fans con los que se fotografió y a los que firmó autógrafos. Mientras, su chica esperaba paciente a que regresara de los vestuarios para poder celebrarlo en la intimidad.

➡️ Famosos ➡️ Gente

Más noticias: