Montaje de fotos de primer plano de Pere Aragonès con rostro serio y, de fondo, una imagen de una empresa contaminando el cielo

POLÍTICA

La última del Govern: parar a las empresas en función de la calidad del aire

Se elevarán los topes de contaminación para ciertos sectores. Entre ellos, los hornos crematorios de personas.

Para hacer frente al aumento de la contaminación ambiental, el Govern aprobará un plan de calidad del aire que contempla detener la actividad industrial. En principio, se hará en momentos de excesiva polución y afectará sobre todo a algunas industrias y a algunas zonas.

Nuevos límites de contaminación

El Govern de ERC está - estaba - en pleno proceso de conseguir reducir las emisiones. Las ZBE (Zonas de Bajas Emisiones) fueron las que trajeron más polémica. Además de llegar tarde, la Generalitat recibió críticas desde algunos ayuntamientos de las áreas metropolitanas de Barcelona por sus imposiciones y cacicadas.

En última instancia, el objetivo es conseguir reducir las emisiones. Para ello, parte del plan del Govern del presidente Aragonès pasa por intervenir en ciertas industrias si es necesario. La industria química, la ganadería y la agricultura intensivas, las cementeras son, entre otros, algunos ejemplos. Afectará sobre todo a zonas como el Camp de Tarragona, Les Garrigues y Osona.

El plan contempla marcar unos topes de contaminación de ciertos elementos químicos. En el caso de ser sobrepasados, el Departamento de Acción Climática estará habilitado para exigir el cese momentáneo de la producción. Se recomendará, además, que las empresas aumenten la plantilla de teletrabajadores para reducir así los desplazamientos en automóvil.

Cómo incinerar

También se estudia aumentar las exigencias para dotar de nuevas autorizaciones ambientales a grandes compañías. Entre ellas, las cementeras y las incineradoras. De hecho, también se publicarán umbrales de contaminación más restrictivos para los hornos crematorios de personas.

Esta información la adelantó El Periódico y hacía referencia a los nuevos requisitos impuestos por el Govern para incinerar a personas fallecidas. En esencia, habrá que incinerar sin zapatos y sin ropa para evitar emisiones a la atmósfera. O sea, que habrá que incinerar desnudos.

Finalmente, también se trasladan responsabilidades a los ayuntamientos. Deberán velar por el correcto funcionamiento de las calefacciones y de sus filtros y promocionar que tengan un determinado certificado energético. Así mismo, el control y vigilancia de las actividades industriales pasará a ser una competencia municipal.

➡️ Política

Más noticias: