Gabriel Rufián, serio con los brazos abiertos, en el congreso de los diputados
POLÍTICA

Rufián se mete con el nuevo partido Izquierda Española y le sale el tiro por la culata

Se refiere al nuevo partido de Guillermo del Valle con la ironía que le caracteriza y muchos le recuerdan su compromiso de los 18 meses

El tema del día en redes es el nacimiento de Izquierda Española. Algo sobre lo que Gabriel Rufián ya tardaba en opinar. Ha publicado un mensaje en X situando al nuevo partido en una larga lista de fraudes ilustres.

Un nuevo partido de izquierdas en España

Mientras dure, Izquierda Española ha roto los esquemas de la idea de izquierda que hay en España. Es una izquierda centralista, jacobina y totalmente contraria a la galaxia ‘woke’. Algo que contrasta con el PSOE, con Sumar y, sobre todo, con la izquierda de ERC.

Su líder, Guillermo del Valle, adquirió notoriedad pública criticando los pactos de la izquierda - presunta izquierda para él - con el nacionalismo. También por las desigualdades económicas que, según su partido, se siguen de estos pactos.

Con esta presentación, era de esperar que Gabriel Rufián se pronunciara sobre este nuevo contrincante. Y lo ha hecho con un mensaje que ya se ha hecho viral:

De Milli Vanilli a Guillermo del Valle

El portavoz de ERC ha desempolvado la caja de los recuerdos para tirar de ironía. Con esta larga lista de engaños que en su día fueron famosos ha venido a decir que Izquierda Española es otro fraude. Al margen de músicos, esquiadores y películas, en la lista ha metido a dos políticos más: Albert Rivera y Rosa Díez.

Pero muchos le han dicho que por qué no está también él en la lista. Le han recordado los famosos 18 meses que Rufián iba a estar en el Congreso. “En 18 meses dejaré mi escaño para regresar a la República Catalana”, dijo cuando se hizo famoso.

Tanto si Izquierda Española triunfa como si no, este nuevo adversario del independentismo dará de qué hablar. Su primer reto serán las elecciones europeas del próximo 9 de junio. Para entonces sabremos si Rufián andaba equivocado o no.