Montaje de Tomàs Molina, Joan Queralt y Francesc Marc Alvaro

POLÍTICA

TV3, la nueva cantera de ERC

Tomàs Molina engrosa la lista de personajes mediáticos de TV3 metidos a político, como Francesc-Marc Álvaro y Joan Queralt

El anuncio de la designación del meteorólogo Tomàs Molina como número dos de ERC en las europeas ha cogido a todos por sorpresa. Sin embargo, no es nada nuevo en la estrategia que los partidos vienen aplicando de un tiempo a esta parte. Se trata de apostar por perfiles conocidos que movilizan al electorado por encima de los programas.

En el caso de ERC, ya lo hizo en las pasadas elecciones catalanas con la inclusión en las listas del periodista Francesc-Marc Álvaro y del jurista Joan Queralt. Pero además, hay algo que une los casos de Álvaro y Queralt con el de Tomàs Molina, y es su procedencia de TV3. En el caso de Tomàs Molina de forma mucho más clara, porque lleva 37 años siendo el meteorólogo de referencia de la tele pública catalana.

Francesc-Marc Álvaro no estaba en plantilla pero fue colaborador habitual en programas de TV3 como Els Matins y 324. Lo mismo con Joan Queralt, que aparecía de forma asidua en los espacios de análisis política y de actualidad. Estos vínculos aumentan la zozobra en torno a la estrecha relación entre la televisión pública catalana y el poder bajo la égida de Esquerra y el Govern de Pere Aragonès.

¿Está TV3 al servicio de ERC?

La designación de Tomàs Molina ha provocado rechazo dentro de las propias filas de ERC, que critican la forma como se ha tomado la decisión. Pero además, desde fuera cuestionan la adecuación del meteorólogo para dedicarse a la política. Sobre todo procediendo de un medio público que pagan (y no poco) todos los catalanes con sus impuestos.

Imagen de Tomàs Molina en el espacio de 'El temps' de TV3 de este 18 de octubre de 2023

ERC ha justificado la elección por su compromiso con el cambio climático, que el propio meteorólogo viene defendiendo desde TV3. Lo cual, más allá de este caso concreto, cuestiona la debida imparcialidad ideológica de un canal público que debe representar de forma aséptica la máxima pluralidad política. Esto lleva a muchos a plantear si TV3 se ha convertido de hecho en una plataforma para dar el salto a ERC.

Lo mismo sucede con el trasvase ideológico entre los medios catalanes y los partidos del poder, ejemplificado en los casos de Francesc-Marc Álvaro y Joan Queralt. El primero evolucionó de la órbita Convergente durante el pujolismo a la defensa de los postulados de ERC. El segundo aumentó su reputación como uno de los más firmes defensores de la causa independentista en la televisión pública durante los años álgidos del Procés.

Las figuras mediáticas desplazan a los políticos

Tanto en el caso de Tomàs Molina como en el de Álvaro y el de Queralt, se demuestra que arrimarse al poder acaba teniendo premio. Sobre todo en esta época post-procés en la que los personajes mediáticos están desplazando a los perfiles más políticos. Hace apenas unos días se filtró una supuesta maniobra de Carles Puigdemont para incorporar en sus filas al histórico periodista de TV3 Antoni Bassas.

Lo cierto es que ERC ha apostado fuerte por TV3, multiplicando de año en año su presupuesto y disciplinando a su plantilla para ejercer un mayor control ideológico. Como destapó recientemente E-Notícies, la televisión pública catalana estaría aplicando criterios ideológicos y no profesionales en los procesos de contratación de personal. En las pruebas de selección se valora positivamente ir en contra de Sílvia Orriols o criticar a la policía por sus intervenciones contra los manteros.

➡️ Política

Más noticias: