Primer plano de Jordi Évole serio en un photocall de Atresmedia

POLÍTICA

Jordi Évole denuncia una campaña de 'linchamiento' por parte de independentistas

El presentador ha respondido mostrando el corte completo de su intervención

Jordi Évole denuncia una campaña del independentismo radical tras sus palabras sobre la televisión catalana en un programa de TV3. “Un sector minoritario está manipulando unas palabras mías, cambiando su sentido”, ha afirmado el presentador y productor. Denuncia también el linchamiento de publicaciones digitales.

La polémica nace a raíz de sus palabras sobre el cambio de TV3 en sus últimos años. En una conversación con Ricard Ustrell en Col·lapse, Évole afirmó que la televisión catalana se ha abierto después de un período de cerrazón. Y a la pregunta de si eso es españolizarse, respondió que qué problema hay, y “en qué país vivimos”.

Sus palabras generaron una vorágine de insultos y menosprecios en las redes sociales, como “fascista”, “cerdo” y “mierda española”. El presentador y productor, que empezó su carrera en TV3 pero hace años que desarrolla su carrera profesional en España, no se ha callado. Esto es su respuesta tras lo ocurrido.

El corte completo de su intervención

Jordi Évole cree que se han manipulado sus palabras en base a un corte de 26 segundos que no refleja la realidad. Por eso ha respondido colgando el corte entero, de 1:15 minutos de duración. Se interpretó que con lo de “en qué país vivimos”, Évole quería decir que vivimos en España le pese a quien le pese.

En el corte completo aclara que “no es en el sentido de que vivimos en España” y que “si me dices vivimos en Cataluña me parecería una respuesta sensacional”. A continuación amplía su idea: “Es bueno que TV3 haga productos que se quieran ver en Bellvitge, San Ildefonso, lugares donde la penetración estaba siendo menor que en otros tiempos”.

Jordi Évole defiende “una televisión pública más transversal en Cataluña”, aspirando a “nuevos nichos de mercado” aun a riesgo de perder el que ya tiene. Una vez mostrado el corte completo, lamenta que “ese sector minoritario del independentismo haya utilizado solo los 25 primeros segundos de lo que dije para manipular mis palabras”. Y que a partir de ahí, haya habido “un linchamiento amplificado por publicaciones digitales”.

Le responden con más insultos

Jordi Évole reitera que su idea era defender una televisión pública que penetre el máximo posible en una sociedad que es diversa. “Las actitudes que buscan no analizar el fondo de lo que se dice, sino desvirtuar, lincha o directamente insultar, no son las que este momento requería”, lamenta. Y añade que “si ya no se puede escuchar o dialogar, lo que queda da mucho miedo”.

Évole concluye subiendo el corte de la versión reducida que han utilizado algunos para tergiversar sus palabras. La respuesta a su denuncia han sido más insultos y descalificaciones. “Me daría vergüenza ser tu amigo o tu familia”, “a llorar a La Sexta” o “eres un pobre hombrecito y siempre lo serás” son algunos ejemplos.

Évole señala a José Antich

Jordi Évole también ha denunciado el linchamiento en Aquí Catalunya de la Cadena SER. “Son gente que se encarga de crear un país que no existe, un país con muchísima toxicidad y peleas estúpidas a partir de hechos que no son ciertos. Como mis palabras, que están cortadas y sacadas de contexto”, explica.

A continuación señala “digitales en Cataluña financiados no se sabe muy bien por quién, que cogen la polémica y le ponen un titular sensacionalista”. Habla directamente de José Antich, que “antes de hacerse independentista había sido el más españolista”. José Antich, exdirector de La Vanguardia, ahora dirige El Nacional.

“Sé que estoy haciendo la bola más grande”, dice, “pero me da igual, porque en este terreno solo juegan ellos y de vez en cuando tenemos que alzar la voz”. Évole se siente víctima de un “sector muy minoritario pero muy ruidoso del independentismo”, con “influencers que todos conocemos”. El objetivo era, en sus palabras, “meterme en el saco del españolismo rancio, el fascismo y todo eso”.