Montaje con foto de personajes

POLÍTICA

La diputada expulsada de Junts carga contra Carles Puigdemont

Cristina Casol considera un 'bluf' la candidatura del expresident y asegura que votará a otro partido independentista


Cristina Casol ha sido junto a Aurora Madaula y Laura Borràs la cara visible de la fractura de Junts entre los díscolos y el sector oficialista. La diputada, representante de la corriente socialdemócrata y afín a la presidenta Laura Borràs, planteó un pulso a la dirección encabezada por Jordi Turull acusando al grupo parlamentario de acoso sexual. Fue expulsada el pasado mes de enero tras archivarse su denuncia, y ahora vuelve a la carga focalizando sus críticas en Carles Puigdemont.

“Volver sin un proyecto colectivo, lamentablemente un bluf”, ha tuiteado la exdiputada sobre el regreso de Puigdemont al frente del renovado partido. El partido afronta las elecciones del próximo 12 de mayo con una candidatura personalista, que incluso ha cambiado el nombre a Junts + Puigdemont, y ha pasado del turquesa al azul oscuro. Casol expresa lo que muchos piensan, y es que se trata de otro artificio más del expresident para salvarse a sí mismo.

Además, en los comentarios afirma que todo está planeado desde el pasado mes de noviembre, y que el acuerdo con el PSOE no tenía más objetivo que el regreso de Puigdemont. Cuando le preguntan a qué partido votará, Casol responde que “a uno independentista”, deslizando por lo tanto que el nuevo Junts no lo es. La exdiputada representa un factor más de erosión para un proyecto que genera cuanto menos escepticismo en buena parte del independentismo.

Capturas de Twitter

Porque no es la primera crítica al nuevo proyecto de Carles Puigdemont. Cristina Casol criticó con dureza que el partido relegara en un acto oficial a la número dos de la candidatura, Anna Navarro, en beneficio de Josep Rull. Nada extraño teniendo en cuenta que la número dos es una mujer, afirmó Casol, volviendo a extender sobre la formación la sombra del machismo.

El Govern respalda a Cristina Casol

El caso Casol sigue coleando, después de que Junts presentara una querella por injurias contra las tres expertas de la comisión de investigación que trató la denuncia de la diputada por acoso machista. El Govern se alineó con los Comunes y la CUP para exigir a Junts la retirada de la querella, al considerar que perjudica a las víctimas de la violencia de género. De esta forma, ERC se solidariza con Cristina Casol y algunos ven una pinza entre los republicanos y la diputada contra Junts en plena carrera electoral.

Algo nada descabellado, teniendo en cuenta que Cristina Casol votó desde el grupo mixto a favor de los presupuestos de Pere Aragonès para vengarse de Junts. Ahora la consejera en funciones de Igualdad, Tània Verge, defiende públicamente a Cristina Casol. Está claro que Esquerra y Casol tienen ahora mismo intereses compartidos y unen fuerzas contra un Junts más controlado que nunca por Carles Puigdemont y el sector convergente de Turull y Rull.

➡️ Política

Más noticias: