Xavi Hernández con el Camp Nou de fondo

FÚTBOL

El curioso sistema de Xavi en la primera parte del Valencia - Barça que nadie ha visto

Xavi Hernández devolvió a Joao Cancelo y a Alejandro Balde a su sitio, pero tuvo una nueva idea en el centro del campo

Xavi Hernández llegaba a Valencia tremendamente criticado por los últimos resultados, pero con un claro objetivo: conseguir los tres puntos. Para ello, no le ha temblado el pulso y ha repetido su once de gala, aquel con el que se enfrentó al Girona; eso sí, con un pequeño cambio atrás.

Alejandro Balde ha entrado en el once como lateral izquierdo y Andreas Christensen se ha ido al banco, por lo que Joao Cancelo ha vuelto a la derecha. En cambio, Xavi no ha podido evitar realizar una nueva prueba que solvente los problemas del Barça y sí, ha vuelto a modificar el sistema del centro del campo del Barça.

Sin embargo, pese a su nuevo invento, la primera mitad no ha sido para nada cómoda y Xavi ha sufrido de lo lindo en la banda de Mestalla. El Valencia ha dado el primer susto en el minuto uno e Iñaki Peña ha obrado el milagro, pues el remate de Yaremchuk desde dentro del área iba para dentro.

Xavi Hernández busca soluciones

El Barça venía de perder en Champions ante el Amberes y en LaLiga frente al Girona, por lo que los tres puntos de hoy son vitales para pelear por el título. Xavi lo sabe y no se la ha jugado en defensa. Ha vuelto al dibujo más natural y ha devuelto la sonrisa a Alejandro Balde, pero en la zona medular sí que ha agitado el árbol.

Es cierto que Pedri, Frenkie de Jong e Ilkay Gündogan han vuelto a ser titulares. Xavi ha dejado de confiar en Oriol Romeu, Gavi está lesionado y Fermín muy verde, así que el técnico no tiene muchas más opciones. Sin embargo, hasta ahora, De Jong o Gündogan eran los elegidos para ocupar el puesto de pivote, pero esta noche no ha sido así.

Parece ser que Xavi Hernández le ha estado dando vueltas a los problemas del Barça y tiene la solución. Hoy ha colocado a Ilkay Gündogan mucho más cerca de la portería del Valencia, dejando a Pedri y Frenkie de Jong más atrasados. Pero no solo eso, sino que, posicionalmente, el triángulo del 4-3-3 ha cambiado de forma, pues hoy el '8' y el '21' han salido en una especie de doble pivote.

Sin duda, una modificación realmente llamativa, pues Pedri siempre había jugado mucho más arriba y parecía que Gündogan iba a ser el relevo de Oriol Romeu. Pero hoy se han cambiado los papeles y no solo eso, sino que en fase ofensiva, en muchas ocasiones Pedri y De Jong tenían una clara función para venir a recibir mientras que Gündogan ni se acercaba.

Ilkay Gündogan empieza a generar en ataque

Ilkay Gündogan hoy ocupaba el rol de mediapunta y parece que le gusta. Ha tenido un par de llegadas de mucho peligro y ha asistido a Lewandowski en otras tantas. Sin embargo, al descanso el Barça no ha conseguido desestabilizar al Valencia y el partido está completamente en el aire.

Pero, por otro lado, en el aspecto más físico, este nuevo cambio genera un nuevo desafío. Sí, porque físicamente, Pedri no está listo para las labores que debe desempeñar un pivote defensivo, pero Xavi cree que sí. Prefiere que Ilkay Gündogan se sitúe como un segundo delantero y que el canario llegue desde segunda línea.

Veremos si este nuevo dibujo se mantiene o, por el contrario, Xavi Hernández devuelve a la base del triángulo a Ilkay Gündogan en los próximos partidos.