Andreas Christensen delante de un micrófono y al lado del escudo del Betis

FÚTBOL

El futuro de Andreas Christensen está en manos del Betis y de sus fichajes para 2024

El central del Barça está siendo importante para Xavi, pero podría ser desplazado si vuelve un cedido con mucho futuro

Los equipos de LaLiga ya van planificando la próxima temporada a pesar de llevar tan solo doce jornadas de la actual, y hay un nombre que baila entre Betis y Barça. Los azulgranas tienen la posición bien cubierta con Araújo, Koundé, Christensen e Íñigo, pero no se descartan cambio. Estos dos últimos, sobre todo, son los que tendrían que dejar paso a un joven talento en caso de llegar, y tienen buen cartel para salir traspasados.

El nombre en cuestión que hace dudar a la dirección deportiva es el de Chadi Riad. El central está rindiendo a un nivel muy óptimo en Primera División, y si vuelve le harían lugar en detrimento de Christensen. De todos modos, lo más probable es que el Betis ejerza su cláusula de compra y se lo quede en propiedad.

Chadi Riad fue una apuesta personal de Ramon Planes, y está saliendo a la perfección. Manuel Pellegrini tenía dudas a principio de temporada, pero la falta de fichajes y la lesión de Bartra le han abierto las puertas y lo está aprovechando. En tan solo una temporada ha saltado de Primera RFEF a LaLiga EA Sports, y se está adaptando a la perfección.

Las opciones del Barça en la zaga

En el Camp Nou están pendientes de diferentes movimientos para determinar cuáles son los centrales del equipo el próximo curso. La clave está sobre todo en el propio Chadi Riad, pero también en Eric García, que está siendo titular indiscutible en un Girona que lidera la Primera Divisiónm y que ya sonó para el Betis. Si Xavi cuenta con él, sobrará uno y podría ser Christensen.

Andreas Christensen dando un pase a Pedri contra el Cádiz
Christensen juega el balón | Europa Press

El central danés tiene cartel en el fútbol europeo, y en especial en la Premier League tras su larga etapa en el Chelsea. El buen nivel que ha demostrado en Can Barça le mantienen como una buena oportunidad en el mercado, y además tan solo tiene 27 años. El central sabe que su rol va a ser mucho más secundario y podría valorar una salida que al Barça le iría de perlas para ingresar dinero sin perder nivel competitivo.

La necesidad de renovar la plantilla

El Barça debe apostar por gente más joven si quiere garantizarse el futuro en la próxima década. Los catalanes, de hecho, no tan solo precisan de sabia nueva sino también de gente que tenga muy bien interiorizado el estilo del club. La cantera es una gran baza en este sentido, y por esto Chadi Riad y Eric son grandes alternativas a tener en cuenta.