Exterior del restaurante Cal Bonete, en Barcelona

SOCIEDAD

El mítico bar de Cataluña que se despide tras 50 años dando de comer

Carmen Monfort pone el punto final al establecimiento

Barcelona pierde a otro de sus locales más míticos. El restaurante Cal Bonete, ubicado en la antigua Colonia Castells, bajará las persianas para siempre esta semana. 

Tal y como ha avanzado El Nacional, por desgracia para sus clientes habituales, el establecimiento cerrará las puertas muy pronto. Concretamente, lo hará este viernes, 17 de noviembre.

Adiós a Cal Bonete

Así es, Barcelona tendrá que despedirse esta semana del que hasta ahora era uno de los restaurantes más típicos de la ciudad, Cal Bonette. El restaurante, que formaba parte de la antigua Colonia Castells, lleva 50 años al pie del cañón. Este viernes, pero, su historia llega a su fin y, por eso, se despedirán de sus clientes con un vermut popular.

La realidad es que el establecimiento es uno de los referentes para los obreros del barrio de les Corts. Su cierre marcará un antes y un después, sobre todo en la zona Camp de la Creu y en la Colonia Castells.

Tras 50 años detrás de la barra, Carmen Monfort pone el punto final. "El negocio es solvente, me da lo justo para vivir, pero tengo 68 años y ya no llego a todo", explica en declaraciones para Tot Barcelona

Exterior del restaurante Cal Bonete, situado en Barcelona
Cal Bonete cierra para siempre este viernes, 17 de octubre. | Cal Bonete

Entrar en el interior del bar Cal Bonete es como regresar a los años setenta, todo está prácticamente igual desde que abrieron. Las mesas de madera, los azulejos y las lámparas siguen siendo las mismas de siempre, las que hicieron que el local se convirtiera en hogar de los más fieles. 

Así, tal y como ha anunciado Carmen Monfort, actual propietaria, el número 28 de la calle de Morales cerrará para siempre. Ya no habrá más tortillas de patatas, ni menús a 12 euros, todo esto pasará a la historia.

50 años de historia

Carmen Monfort lleva detrás de la barra desde que cumplió 18 años. Se fue a trabajar para ayudar a su familia, la cual decidió transformar el parking del edificio donde vivían para montar el bar. 

Bonete es el nombre del restaurante que les ha acompañado durante tanto tiempo. Tal y como indica Monfort a Tot Barcelona, ahora, todo es muy diferente. El barrio ha cambiado mucho y ya no queda rastro de la Colonia Castells. 

Interior del restaurante Cal Bonete, situado en Barcelona
Cal Bonete ha estado abierto durante 50 años. | Google Maps

A partir de este viernes, 17 de noviembre, tampoco quedará rastro de Cal Bonete. "Esto son 98 metros cuadrados. Quién lo quiera convertir en una casa podrá y, si prefieren aprovecharlo como restaurante, ya tendrán el trabajo hecho", indica Carmen.

Asimismo, todos los que quieran visitarlo por última vez podrán hacerlo durante esta semana. Carmen les estará esperando con una copa de cava a todos aquellos los que la han acompañado en este viaje.